martes, 16 de junio de 2009

OBISPO CATÓLICO, ESPAÑA CATÓLICA

Las raíces católicas de España son incuestionables, pero ¡no cabe vivir mucho tiempo "de las rentas"! La pérdida de tensión hacia la santidad, unida a la tentación de materialismo, hedonismo, frivolidad, combinado todo ello con ideologías liberales, pueden debilitar en poco tiempo una tradición católica labrada a lo largo de los siglos.

Esta situación ha originado una crisis de identidad muy notoria, ya que es obvio que en España no existe una cultura ni una historia al margen de sus raíces cristianas. Cuando la secularización nos "roba" el "alma cristiana", se genera en nosotros una especie de suicidio espiritual.

Y, sin embargo, al mismo tiempo están surgiendo entre nosotros nuevos brotes de vida cristiana, que son un indicio muy esperanzador de que el Espíritu Santo continúa dirigiendo nuestra historia, incluso en momentos difíciles.

Monseñor Munilla, Obispo de Palencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada